PLAN CULTIVAR

Un seguro único que solo DEKALB® puede ofrecer

Plan cultivar

Un seguro único que solo DEKALB® puede ofrecer

Sembrar tranquilo no es fácil. Son muchas las variables que pueden afectar nuestra inversión e impactar directamente en nuestros resultados. Estar cerca del productor es una premisa de DEKALB, en las buenas y en las malas. Esa es la razón de existencia del Plan Cultivar, un seguro de resiembra único en el mercado, que acompaña a los productores de la región templada, garantizando la resiembra de semillas en casos de eventos como granizo, encharcamientos y/o heladas, y a los de la región norte en casos de granizo, encharcamiento o incendio de rastrojo. Vos elegís, estar tranquilo en las buenas, con rindes destacados, y en las malas, con una marca que no te deja solo.

Seguía lloviendo… sobraba agua. Y seguía lloviendo. Alejandro miraba por la ventana de su camioneta como se acumulaba agua en su lote. Era octubre y el pronóstico no daba buenas noticias. Se preguntaba si por algún fenómeno natural o alguna bendición, esa agua no iba a afectar su maíz, que soportaba en pie el viento. Pero el lote se echó a perder.

Todo el esfuerzo y la inversión puesta en esta campaña entraban en pérdida, y si se podía recuperar algo, todavía había que esperar que aparezca el suelo. No solo no le iba a poder sacar provecho a su plan, sino que debería volver a invertir y asumir un nuevo riesgo. En las malas, no muchos acompañan.

Alejandro llamó a su Centro de Servicios Monsanto y averiguó qué era eso del Plan Cultivar, con la esperanza de tener aunque sea una buena noticia. Y la tuvo. Cumpliendo un sencillo protocolo y con algunos datos de su lote anegado, en poco tiempo recibió la cantidad de semilla que necesitaba para asumir rápidamente un nuevo desafío.

En las malas, DEKALB le respondía: “Sin dudas recomendaría el Programa Cultivar ya que realmente responde a la necesidad del productor”, nos contó contento.

Producir en el campo es estar expuesto a los caprichos del clima y el maíz es uno de los cultivos más intensivos en el uso de insumos, donde la semilla representa aproximadamente el 30-35% del costo total de producción. Ante la necesidad del productor de sembrar tranquilo, DEKALB ofrece el Plan Cultivar como una herramienta estratégica para acompañar al productor que tenga que resembrar sus lotes como consecuencia de algunas inclemencias climáticas. En la región templada con una garantía de resiembra de semillas de maíz en casos de eventos como granizo, encharcamientos o heladas y en la región norte en casos de eventos como granizo, encharcamiento o incendio de rastrojo.

La campaña, Maizar (Asociación Maíz y Sorgo Argentino), estima que la Argentina tendrá una cosecha récord histórica de 40 millones de toneladas. Según la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, se sembraron más de 5 millones de hectáreas. Ésta sería la mayor siembra realizada en los últimos diez años y se vio afectada por severas adversidades climáticas en el sur bonaerense y la franja central de la zona núcleo.

“DEKALB ya entregó 33 mil bolsas de maíz para resembrar unas 42 mil hectáreas a través de su Plan Cultivar, un seguro de resiembra en casos de problemas climáticos”; informó Juan Moreno, gerente de Maíz de Monsanto, quien explicó que “además se implementó un sistema de soporte y acompañamiento al productor con la presencia de asesores en el campo al momento de la resiembra”.

Algunos casos
Martin Migues, Ingeniero agrónomo y asesor técnico en la zona oeste de Buenos Aires, que produce unas 700 hectáreas propias con una proporción de un 33% de maíz, 50% de soja y el resto de cultivos de invierno comentó: “Personalmente no tuve necesidad de utilizar el programa, pero si algunos de mis asesorados. Y en situaciones de inundación donde hemos tenido que hacer resiembra hemos recibido muy buena respuesta por parte de la empresa en el recupero de las bolsas que habíamos perdido.”

“ME INTERESA EL PROGRAMA CULTIVAR, ME DA TRANQUILIDAD EN MI TRABAJO DE AGRICULTURA.”

Alejandro Olave, Ingeniero agrónomo de General Pico, 8000 hectáreas, declaró “tuve que acudir al programa cultivar en 2 oportunidades, en una oportunidad nos anegamos por exceso de lluvias, con casi el 50% del lote inundado. Informamos la ubicación del lote, coordenadas y situación y solicitamos el seguro a través del Centro de Servicios. Sin dudas recomendaría el Programa Cultivar ya que realmente responde a la necesidad del productor.”

Manuel, técnico agrónomo de Cresud, que produce 12000 hectáreas, con 50% de maíz y 50% de soja, comenta “tuvimos un evento de muchas lluvias en octubre, en un maíz de fecha temprana de 72-10. Hicimos el protocolo y nos reintegraron las bolsas gracias al Plan Cultivar. Sembramos muchas hectáreas y nos da mucha tranquilidad.”

Ruben Sgalippa, productor de maíz de Carlos Casares está tranquilo, “me interesa el programa Cultivar, me da tranquilidad en mi trabajo de agricultura.”

“Sin dudas recomendaría el Programa Cultivar ya que realmente responde a la necesidad del productor.”

Alejandro Olave, Ingeniero agrónomo de General Pico, 8000 has

DEKALB sigue asumiendo su compromiso de acompañar al productor manteniendo el Plan Cultivar. Estando cerca y respondiendo. Entregando las bolsas necesarias para poder resembrar, apoyando al productor a recuperarse y estar tranquilo.